Cuestión de tiempo

Esperaba, era cuestión de tiempo, y dejaba mis gafas en un pequeño espacio libre aún de libros, papeles, lápices, velas, figuritas, más papeles y cuadernos y libros y otros pequeños objetos dueños de su pequeña superficie de madera de una enorme mesa donde yo ya era incapaz de leer o escribir o pasar a solas, en silencio, cualquier momento del día y me levantaba con frecuencia caminando por la casa, inquieto, mientras esperaba, porque habría de llegar el final, o el principio, ese momento en que debería estar todo preparado para un viaje en que con precipitación me dirían que es la hora y no podría retrasarme, es la hora y salir, en silencio, sin demora, determinante, porque sabía que era cuestión de tiempo agotar la espera, es la hora, sí, y sería un alivio levantarme en silencio y recoger, salir de casa quizá para no volver y coger un coche que me llevará a la estación del tren, pero es cuestión de tiempo, lo sabía, y mientras esperaba vuelvo a coger mis gafas, que no me pongo, y bajo a beber a la cocina porque quería escuchar algo de Bach, pero la sed y la curiosidad o la necesidad de huir me detuvieron a mirar por la ventana, vi una sombra, pero fue la idea de un mapa no tan desolado que unas nubes en un cielo claro y limpio con sus lagos y montañas y costas y mesetas y archipiélagos parecían dibujar y una voz, más tarde, me hizo regresar apeteciéndome volver a Miles olvidando mis gafas y mi sed.

Un comentario sobre “Cuestión de tiempo

Agrega el tuyo

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

WordPress.com.

Subir ↑

Las termitas del cielo

Entropía callejera

Irreflexiones

Pensamientos perezosos, especulaciones y sospechas

LA SAVIA DE EL BOSQUE

Aprendices de escritores

Complícate la vida y tendrás algo que escribir

Dónde no todo es válido, pero real

LOSANTOS EDITORIAL

NOVELAS, AUTOAYUDA, POESÍA Y MÁS

Quarks Ediciones Digitales

Somos una editorial digital que tiene por objetivo difundir y promover la lectura del microrrelato

Carretera de neuronas

Ejercicio de desahogo, los personajes pueden ser reales, ficticios o coincidencia

Estoicamente hedónica

En constante conflicto conmigo misma

letraypalabra

A veces surjo de lo que escribo como una serpiente surge de su piel (Enrique Vila-Matas - El viaje vertical)

Mayttet

Disfrutemos de la escritura.

UNA LUZ MÁS

Ante los demás nos define lo que hacemos y decimos, pero ante nosotros mismos nos define mejor lo que escribimos.

El blog de una revelde sin causa

Que me quieran como soy...sino que me olviden

MIS HISTORIAS EN BLANCO

Blog de poesía, reflexiones y relatos de Teresa Alarcón.

hshp

Hecht, regreso al pasado.

Las Historias de Rouse

Breves relatos, historias intensas

Sobrescribo

En este sitio comparto algunos de los poemas, ejercicios de escritura y pensamientos que me acompañan en la cotidianidad. Espero que para ustedes sea tan catártica la actividad de leerlos, como para mí escribirlos.

A %d blogueros les gusta esto: