Sombras

Hay en el salón una enorme mesa llena de libros colocados de pie y al borde y otro montón de libros, en pilas, a izquierda y derecha y libre el centro de la mesa, donde suele poner su teclado inalámbrico y teclear, mientras consigue ver la imagen siguiente a la que describió en un intento de narrar, frases y frases que va releyendo hasta llegar a un punto en el que se siente satisfecho y decide que es el fin, como le pasa cuando dibuja, jamás pinta, y traza sobre el papel líneas y sombras y no sabe nunca cuándo parar, nunca cuándo ha terminado y todos sus dibujos, como sus textos, muestran sus fallos, muestran lo inacabado, la imperfección, pero le importa poco porque aquello que escribió, aquél dibujo, entre montones de libros, de papeles, son lo que le queda por decirte.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .